Europa dice SÍ a la libertad de panorama

Hace unos días me conecté a la Wikipedia y un banner me alertaba sobre una propuesta presentada en el Parlamento Europeo relacionada con la libertad de panorama. Decidí informarme y vi que lo que se estaba planteando era algo realmente muy sorprendente y estaba generando un fuerte debate en Internet.

libertad-de-panorama
Wikipedia realizó una campaña a favor de la libertad de panorama.

Primero ¿qué es la libertad de panorama?

Al parecer es una disposición en las leyes de propiedad intelectual de diversos países de la Unión Europea que permite tomar fotografías o crear otras imágenes de edificios y esculturas que están permanentemente ubicadas en sitios públicos sin infringir la ley de derecho de autor de esas obras y también consiente publicarlas. Esta libertad existe en buena parte de los países de la UE. Sin embargo, en Bulgaria, Eslovenia, Estonia, Letonia, Lituania y Rumanía sólo la reconocen en los casos que no tengan un uso comercial y en Dinamarca y Finlandia únicamente se aplica a edificios (no a obras de arte). Además, hay 5 países dónde no hay ningún tipo de libertad de panorama: Francia, Italia, Bélgica, Grecia y Luxemburgo. ¿Qué significa esto? pues, por ejemplo, que actualmente está prohibido publicar una imagen nocturna de la torre Eiffel porque la iluminación goza de derechos de autor.

Pero, ¿cuál era el debate en Europa?

Si todos los países de la Unión debían (o no) restringir la libertad de panorama a un uso no comercial.

¿Cómo se planteó?

La única eurodiputada Partido Pirata, Julia Reda, hizo una propuesta de borrador para revisar los derechos de autor en el seno de la UE con la intención de que la libertad de panorama fuera paneuropea. A esta propuesta, que se le hizo una enmienda muy restrictiva por parte del miembro del grupo Liberal Jean-Marie Cavada que implicaba cambiar la normativa aplicable a fotografías realizadas bajo la libertad de panorama. Esto es lo que decía la enmienda que el Comité de Asuntos Jurídicos del Parlamento Europeo (JURI) votó el 9 de julio:

El uso comercial de fotografías, grabaciones de vídeo u otras imágenes de obras que están situadas de forma permanente en lugares públicos físicos debe supeditarse siempre a una autorización previa de los autores o sus representantes

¿Qué implicaba esto?

Hay una primera parte que estaba clara: afectaba de forma directa a todos los fotógrafos profesionales y bancos de imágenes que venden fotografías de edificios y esculturas y, también, a espacios como Wikipedia, ya que las plataformas de Internet debían pagar por el uso de fotografías de lugares públicos. En segundo lugar y esto es muy interesante: podía perjudicar a las personas que comparten sus imágenes en las redes ya que, algunas de estos espacios virtuales se otorgan, dentro de sus términos de uso, la licencia para utilizar las fotografías alojadas en sus servidores para lo que quieran. De esta manera, el usuario que subiera una imagen que violase la libertad de panorama, estaría otorgando a la plataforma unos derechos de explotación de los que no dispone y podría ser demandado por quien detenta los derechos de autor y/o de explotación del edificio o monumento. Algo realmente sorprendente e inviable en un contexto tecnológico y social marcado por un fuerte uso de las redes.

Y, ¿qué ocurrió entonces?

El supuesto desafío a la libertad de panorama, fuese una amenaza real o no, generó un gran rechazo social y una fuerte movilización abanderada por el comunicado de Wikipedia. También se posicionaron importantes asociaciones como CEPIC, se hizo una petición en Change.org que recogió más de 500.000 firmas y se enviaron una gran cantidad de mails y cartas a muchos eurodiputados, entre otras acciones.  La respuesta de la ciudadanía fue realmente contundente. Tal y como indicó Enrique Dans, fuertemente escéptico con todo el proceso: “las leyes que más desgastan a los gobiernos son aquellas cuyo cumplimiento resulta sencillamente imposible.

josep-matas
Abogados especialistas se posicionaron en contra.
CIXmK2OWUAY68ab
La UPIFC realizó una fuerte campaña de movilización.
Screen shot 2015-07-17 at 17.48.28
El propio Comisario de Economía Digital se manifestó al respecto.

Finalmente el borrador de Julia Reda se aceptó masivamente con 445 Sí, 65 No y 32 abstenciones. La enmienda de Jean-Marie Cavada fue rechazada por un 504-44 y todas las propuestas de enmieda a la libertad de panorama también fueron tumbadas. La situación quedó como estaba: los países que tenían la libertad de panorama la siguen conservando.

Conclusiones

Este nuevo debate ha puesto de manifiesto que:

✔ Todavía debemos saber encontrar equilibrios entre el usuario, la comunidad de la red, la sociedad de información y el creador.

✔ La ciudadanía está muy interesada en las decisiones políticas que pauten el comportamiento en los entornos online.


 

¿Qué te ha parecido este debate del Parlamento Europeo?

Nos interesa mucho recibir tu opinión porque con ello nos ayudas a mejorar el contenido del blog. Puedes dejarnos un comentario en la sección final de este post.

Si te interesa la temática de nuestros artículos y no quieres perderte ninguno, te animamos a que te subscribas a nuestro blog.

¡Gracias por tu interés!

Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someone
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *